La Plata, Bs As.
Jueves, 30 marzo 2017
Revista Num. 329
Los Gobernadores se cargaron al hombro el armado de cara a las elecciones legislativas de octubre. La falta de nombres de peso entre los candidatos los obligará a llevar adelant...
Ver Revista
Revista LAS ESTRELLAS DE LA CAMPAÑA

Revista Num. 329
Ver Revista
RIO NEGRO
Promueven modificación en la ley laboral rionegrina
El funcionario nacional Conrado Reinke recorrió esta semana la Provincia y se interiorizó sobre la crisis que atraviesan diferentes sectores. “Hay una nueva dinámica en el mundo del trabajo”, aseguró
Promueven modificación en la ley laboral rionegrina
El subsecretario de Políticas, Empleo y Formación de la Nación, Conrado Reinke, estuvo esta semana recorriendo el territorio rionegrino. En su travesía, se interiorizó sobre la problemática frutícola, el conflicto minero de Sierra Grande, y acompañó al ministro Alberto Diomedi a la mesa de la pesca que se armó en San Antonio. La idea central de su visita es modificar las leyes laborales.

En diálogo con ADN Rio Negro, el funcionario planteó que el marco legal de la Provincia no aporta, sino que complejiza la realidad de las economías regionales. Marcó como prioridades avanzar en el debate de los costos laborales, la modernización de las cooperativas, la tecnificación de la industria y los incentivos impositivos municipales para atraer inversiones.

Reinke aseguró que “hay una nueva dinámica en el mundo del trabajo” y que “hay que repensar” el sistema en Argentina. “Ya no existen prácticamente los modelos de 8 horas laborales con descanso”, un modelo surgido fabril, surgido en Europa en la revolución industrial. El funcionario agrega que “hoy la tecnología nos obliga a estar conectados y se puede seguir produciendo fuera de los horarios establecidos”.

Se refirió a las cooperativas, y aseguró: “Deben dejar de ser un fraude laboral”. Y asegura que en otros puntos del mundo, disímiles en ideologías, se aplican sistemas cooperativos de asociación donde los productores forman consorcios para adquirir maquinarias, insumos y recursos, para aplicarlos en su sector y mejorar la productividad. Luego, dividen ganancias de acuerdo a establecimientos previos. Y ellos son quienes contratan personal.

“En el caso de la fruticultura, el problema es la competitividad” dice. Pone el ejemplo de Chile donde se pierde poca cantidad del total que se produce. Y apunta que ello es producto de la tecnología y la capacitación. “Acá, en el Alto Valle deberían comprar tijeras eléctricas e incorporar a las mujeres al trabajo en las chacras”, opina.

También apuntó a tener costos laborales bajos, para los productores y dueños de empresas no tengan gastos que pueden direccionar a otro sector del emprendimiento, como compra de tecnología.
COMENTARIOS
  • Genéricos