MEDIDAS DE FUERZA
09/09/2020
La presión de la protesta policial bonaerense apura las definiciones en Río Negro
La manifestación de la Policía de la provincia de Buenos Aires tiene sus réplicas en la región. Los pares rionegrinos se expresaron ayer en reclamo de mejores condiciones. El Ejecutivo de Arabela Carreras analiza las opciones para presentar una propuesta concreta
El Ministro de Seguridad y Justicia de Río Negro, Gastón Pérez Estevan; su par de Economía, Luis Vaisberg; el Jefe de Policía, comisario general Daniel Jara; y la Secretaria de la Función Pública, Liliana Arriaga, se reunieron por videoconferencia para analizar distintos aspectos de la situación laboral y salarial del sector policial de la provincia.

Al igual que sucede con el resto de los sectores de los empleados del Poder Ejecutivo Provincial, se trabaja sobre el esquema de remuneraciones, misiones y funciones, y demás aspectos que hacen a la conformación de la retribución salarial que reciben los integrantes de la fuerza por la labor que prestan en el Estado.

De esta manera, se sigue trabajando en las distintas alternativas para readecuar los salarios de los empleados policiales, en el marco de las posibilidades financieras de la provincia en el actual contexto de crisis económica como consecuencia de la pandemia de COVID-19.

En Río Negro, cerca del mediodía de ayer fue la convocatoria de la Policía de la provincia. Los motivos fueron similares a los bonaerenses. Mejoras en sus condiciones laborales, más estímulos para superarse y un incremento salarial acorde al aumento del costo de vida de los últimos meses. 

Específicamente la Policía rionegrina quiere llevar el salario inicial a 70 mil pesos. Solicitan: 

Salario digno: Teniendo en cuenta que la canasta básica familiar es de 45.000 pesos, con una inflación anual mayor al 40%,  el aumento no puede ser inferior a 70.000 en las jerarquías iniciales.

Eliminación definitiva del horario de tercias, debiendo considerarse según imperativamente, 4tas, 12×36, 24×48, u otras alternativas que pregonen el descanso correcto y la salud de los empleados policiales.

 Aumento del servicio de policía adicional en un 100%, en todas sus categorías, por considerarlo desactualizado.

Que las horas de recargo se paguen el equivalente a horas de servicio adicional categoría primera actualizada.

 Que se garantice la correspondiente distribución de los elementos de bioseguridad (guantes, lavandina, barbijos, máscaras, etc) en cada Unidad policial al menos cuatro veces por semana, con el fin de preservar la vida de nuestros compañeros.

 Que se garantice asistencia médica inmediata, a todo empleado policial que resultare contagiado de Covid-19 en cumplimiento de sus funciones, dándole intervención directa a salud pública a fines del resguardo de la integridad física del resto del personal.

 Que se de carácter de remunerativo, llámese en blanco, a los incrementos salariales solicitados, con el fin de que sean trasladados automáticamente al personal Jubilado, retirado, etc.