SANTA CRUZ
08/07
El escándalo sobre los fondos públicos de Piedrabuena llegó a la Legislatura
El oficialismo rechazó un pedido para conocer los gastos que corrieron a nombre del legislador José Bodlovic, luego de que estallara una verdadera polémica en el municipio de Piedrabuena
La Legislatura de Santa Cruz, rechazó tratar un pedido de información en la orden de temas del día, respecto a gastos que habría realizado el diputado José Bodlovic, en el primer semestre de 2019, con fondos del municipio de Comandante Piedrabuena. 

La polémica estalló en el Concejo Deliberante local, luego de que en la última sesión recién se avanzara a estudiar una rendición de cuentas del año 2019, en el cual se identificaron gastos por más de 12 millones de pesos en uso de teléfonos celulares, un local y uso de hoteles. 

Precisamente este último gasto con fondos públicos, estuvo a nombre del legislador, que es familiar directo del intendente de Piedrabuena, Federico Bodlovic. 

El bloque oficialista en la Legislatura, rechazó el pedido de información y enterró la posibilidad de conocer por qué el municipio había aportado dinero para el legislador del pueblo, así como otros gastos que no fueron respaldados. 

Los datos sobre un total de 12 millones de pesos en gastos sin detalles, se dio a partir de la denuncia de los concejales de la oposición, Adrián Suárez y Analía Farías, durante la rendición de cuentas, que –vale aclarar- solo pudo estudiarse un 10 por ciento. 
 


El legislador de Juntos por el Cambio, Daniel Roquel, intentó que el tema se debata en el recinto, pero finalmente los votos del oficialismo anularon esa posibilidad. “El tema ya está terminado”, llegó a decir el diputado en cuestión, José Bodlovic, luego de que se rechazara el pedido. 

Justamente este fue uno de los argumentos del diputado Daniel Roquel cuando pidió incorporar al orden del día el tratamiento del tema, pero el oficialismo impuso su mayoría y envió el proyecto a comisión.

En febrero de este año, los Bodlovic fueron blanco de una verdadera polémica, luego de que se diera a conocer que tanto el intendente, su esposa, y otros integrantes de la familia, habían sido vacunados sin turno, en lo que se conoce como “vacunaciones VIP”. Posteriormente, el jefe comunal pidió disculpas públicas.