CHUBUT
03/05
La polémica por el cumplimiento de las restricciones encendió la interna entre intendentes
El jefe comunal de Gaiman, Darío James, disparó contra sus pares que "hacen la vista gorda" ante las infracciones al DNU provincial que prohíbe ciertas actividades en la provincia y por lo tanto en los municipios. “Nos vamos a tener que poner de acuerdo si vamos a cumplir o no las normas, o si lo vamos a hacer a medias mientras miramos para un costado”, disparó
La pandemia del coronavirus tiene a maltraer al mundo entero, que ensaya restricciones y prohibiciones para intentar contener el avance del Covid-19 en la población. Argentina no es la excepción y a raíz del crecimiento exponencial de los casos en las últimas semanas, se han incrementado las medidas restrictivas.

Si bien la norma viene desde el gobierno nacional, luego las provincias adhieren al DNU que lleva la firma del Presidente Alberto Fernández. Pero si ya es difícil el cumplimiento en las localidades que están en peor situación epidemiológica, el desafío es doble donde hay un mejor escenario.

Esta dualidad y la aparente diferencia de criterios a la hora de hacer cumplir las restricciones, desataron una interna entre los intendentes de Chubut. El jefe comunal de Gaiman, Darío James, disparó contra sus pares que "hacen la vista gorda" ante las infracciones al DNU provincial que prohíbe ciertas actividades en la provincia y por lo tanto en los municipios.

“Nos vamos a tener que poner de acuerdo si vamos a cumplir o no las normas, o si lo vamos a hacer a medias mientras miramos para un costado”, disparó James en diálogo con Cadena Tiempo, al tiempo que agregó que  “como en otros lugares no hacen lo que quieren, la gente piensa que en Gaiman se puede hacer lo mismo”.

El motivo del enojo con sus pares -a quienes evitó nombrar- tiene como disparador un episodio que sucedió el domingo en un evento deportivo desarrollado en la localidad. Allí se tuvo que hacer presente la Policía para retirar al público presente, pues no está permitido.

“Nosotros le habíamos dicho al presidente del Gaiman Fútbol Club: 'El DNU dice muy claro que no puede haber público'. Pero ellos estaban en una posición distinta a la mía. Y yo los entiendo porque ellos ven lo que pasa alrededor. Hay otras localidades que miran para un costado y esto a nosotros nos ocasiona un problema enorme, solamente por cumplir las normas. Lo mismo pasó el año pasado cuando la gente de Gaiman pensaba que la idea de prohibir era mía”, arremetió James.

En la misma sintonía, el alcalde manifestó que  “acá hay un problema de fondo. Es decisión de cada uno de los intendentes cumplirlas las normas del DNU o no. La diferencia es que yo no tengo ningún tipo de compromiso con nadie ni aspiración política”. Y añadió: “Acá todos quieren ser buenos y no justos. Ese es el gran problema que tenemos”.

Por último, James subrayó que espera tener una reunión con el Comité de Crisis de la provincia y los intendentes para analizar los alcances del próximo DNU. “Nos vamos a tener que poner de acuerdo si vamos a cumplir o no las normas, o si lo vamos a hacer a medias mientras miramos para un costado”, sentenció.