CHUBUT
04/09
Tensiones: Massoni envió una nota a Frederic para que investigue a la policía aeroportuaria
El ministro de Seguridad chubutense entregó un pedido formal a su par de Nación para que se investigue el accionar de la fuerza que depende de la cartera nacional, luego del escándalo que terminó con la renuncia de un funcionario del municipio de Trelew
Todavía resuenan los coletazos del conflicto político que se vivió días atrás en Trelew, luego de una abrupta salida de un funcionario en el Ejecutivo que encabeza Adrián Maderna. 

En aquel momento, La Tecla Patagonia daba cuenta de un enfrentamiento entre dos dirigentes del gabinete, el ahora exsecretario de gobierno, Federico Ruffa; y el secretario de Desarrollo Social, Héctor Castillo.

Ambos funcionarios tuvieron una acalorada pelea en las dependencias de la Secretaría de Desarrollo Social que incluyó insultos y algún que otro puñetazo sobre un escritorio. Hubo acusaciones cruzadas. Castillo indicó que personal de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) había rodeado las oficinas procediendo a filmar a algunas personas, aunque sin ninguna orden judicial. Se hizo presente en el lugar y convocó a la Policía para formalizar una presentación por un supuesto hostigamiento. El hecho derivó en la renuncia de Ruffa

Ahora, el ministro de Seguridad chubutense, Federico Massoni, entregó un pedido formal a su par de Nación, Sabina Frederic, para que se investigue el accionar de la fuerza que depende de la cartera nacional, luego del escándalo que terminó con la renuncia del funcionario del municipio de Trelew.

Ante esta situación Castillo señaló al secretario de Gobierno, Federico Ruffa, ante las fotografías que circularon, en qué Castillo asocia a la fuerza federal al renunciado Secretario de gobierno.

“No podemos permitirnos que esta honrosa Fuerza de Seguridad quede envuelta en trascendidos que ensucien su trayectoria democrática. Y solicitó la inmediata intervención y una investigación internas por los hechos que le endilgan, a través de una denuncia penal, a una fuerza que depende de su cartera”, apuntó Massoni.

Y sentenció: “la gravedad institucional de la imputación que realiza un secretario de Estado sobre otro colega en la que el Director Nacional de la PSA habría tenido injerencia para la concreción de los actos amenazantes y degradantes merecen su directa, decidida e inmediata intervención para que este tipo de situaciones no quede sin una resolución transparente de cara a la sociedad”.